gobierno_aragon-logo

Díaz: “La ciencia es la mejor aliada para afrontar la necesaria transición verde de nuestro sector primario”

“La ciencia es la mejor aliada para afrontar la necesaria transición verde del sector primario y los proyectos de investigación que lidera el Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria en esta finca experimental de La Garcipollera están llamados a aportar soluciones a los múltiples desafíos a los que se enfrentan nuestros productores”, ha asegurado hoy la consejera de Ciencia, Universidad y Sociedad del Conocimiento, Maru Díaz, durante su visita esta mañana a estas instalaciones de referencia en el mundo de la investigación tanto a nivel nacional como internacional.

La responsable autonómica ha defendido esta alianza como “la única vía” para que el sector agroganadero pueda seguir siendo “motor económico y social en las zonas rurales” y al mismo tiempo se adapte a “las exigencias medioambientales y de salud global”. Y ha vuelto a hacer un llamamiento para huir de posiciones simplistas y tener la valentía de escuchar a la ciencia, respetar sus tiempos y hacer política en consecuencia.

“En Aragón contamos con los mejores investigadores agroalimentarios, gracias a un centro público de referencia como es el CITA y a esta finca experimental, que trabaja para lograr explotaciones climáticamente neutras, con una mejor gestión del purín, y lidera proyectos para avanzar en economía circular y ganadería ligada al territorio”, ha destacado Díaz.

Durante su visita, la consejera ha estado acompañada por los directores gerente y de Investigación del CITA, Lucía Soriano y Alberto Bernués, así como por el coordinador de la finca, Javier Ferrer; y ha podido conocer de la mano de sus investigadores responsables los principales proyectos, tanto para ganadería intensiva, como extensiva, en los que se trabaja actualmente.

Sobre los proyectos de gestión de purines, Eva Herrero, investigadora del departamento de Sistemas Agrícolas, Forestales y Medio Ambiente, ha explicado que recientemente ha finalizado el proyecto LIFE ARIMEDA, en el que se han desarrollado con éxito técnicas de fertirrigación con la fracción líquida de purín porcino en España y de digerido en Italia para reducir las emisiones de amoníaco a la atmósfera en su aplicación al campo como fertilizantes orgánicos.

Y ha avanzado que con el nuevo proyecto LIFE CLINMED-Farm se pretende desarrollar modelos de gestión de purín sostenibles a escala de granja que se acerquen a la idea de explotaciones agrícolas neutras desde el punto de vista climático en el marco de la agricultura mediterránea.

El desarrollo de técnicas de gestión de purín y el digerido que reduzcan las emisiones de gases de efecto invernadero y amoniaco, combinadas con estrategias de valorización energética y aprovechamiento agronómico eficiente de los nutrientes disponibles, puedan contribuir a mitigar el impacto medioambiental y mejorar la sostenibilidad de la actividad agroganadera”, ha resaltado.

Para ello, se aplicarán técnicas simples e innovadoras en las tres etapas clave de la gestión de los purines –producción en las naves; almacenamiento y fertilización agrícola-. El objetivo es mitigar las emisiones de metano, óxido nitroso y amoníaco, recuperar el metano generado en el almacenamiento y valorizar el calor excedente en procesos de producción de biometano como fuentes de energía renovable para las actividades de las granjas o actividades industriales adyacentes y reducir el consumo de fertilizantes minerales. Todo ello de acuerdo con los principios de economía circular y analizando los modelos desde un punto de vista medioambiental, pero también socioeconómico.

Noticia completa en Aragón_hoy


Deprecated: Directive 'allow_url_include' is deprecated in Unknown on line 0